15Abril2014

YPFB - PETROLERAS

Compañías producen petróleo más caro que Petrobras y el Estado subvenciona

2009-07-21 08:10:16
Las empresas petroleras que operan los campos bolivianos producen el barril de petróleo hasta 11 veces más caro que el precio de venta y el que extrae Petrobras, lo cual encarece los costos recuperables que Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) debe presupuestar cada año para la retribución.

Así lo revela un análisis del experto del sector Hugo del Granado con datos oficiales de la estatal petrolera.

Los costos recuperables son un cobro que hacen las empresas a Yacimientos por dos tipos de gastos: en inversión petrolera y en operación. Pueden estar relacionados con mano de obra, transporte, movilización y desmovilización del personal, materiales, impuestos, seguros y otros rubros.

Según los contratos, del total de ingresos que percibe la estatal por la explotación de hidrocarburos se distribuye el 18 por ciento a regalías y participaciones, 32 por ciento al Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) y el restante 50 por ciento cubre el costo recuperable y utilidad de las firmas.

El presidente de YPFB, Carlos Villegas, se limitó a señalar que el precio de compra de cada barril en las refinerías es de 27 dólares, incluido el Impuesto al Valor Agregado (IVA), y no aclaró las grandes diferencias de costos presentados por cada empresa. Agregó que esta retribución se paga recurrentemente a grandes, medianas y pequeñas empresas porque de lo contrario se las dejaría sin liquidez para que ejecuten sus planes de trabajo y desarrollo cada año.

El ministro de Hidrocarburos, Óscar Coca, anunció una auditoría a los montos solicitados por las compañías debido a que existen observaciones de YPFB.

Según Del Granado, el costo promedio de producción de un barril de petróleo en el país es de 24,39 dólares.

Sin embargo, el costo unitario en Petrobras, que controla el 50 por ciento de la producción nacional, es de sólo 14 dólares.

En cambio, Pluspetrol tiene un costo de 315,8 dólares, es decir, 11 veces los 27 dólares del precio de venta acordado con las refinerías.

La compañía, entonces, saca a flote una producción de 324 barriles por día que le representaron un gasto de 25 millones de dólares.

Del Granado explicó que esta situación le generó un perjuicio de más de 20 millones de dólares y que el “Estado está subvencionando la pérdida”.

La otra explicación, dijo, es que parte del costo lo está asumiendo Petrobras a riesgo de obtener una menor utilidad a través de un subsidio cruzado. En la escala de costos elevados, a Pluspetrol le siguen Vintage (65 dólares) y Andina-YPFB (54,5 dólares).

Del Granado explicó que esta situación es negativa para un negocio porque no es posible trabajar a pérdida o con subvenciones de por medio. “Si una empresa o campo petrolero genera pérdidas, se la debe cerrar”.

También dijo que se podría establecer un tratamiento tributario diferenciado o más flexible para las actividades que no generan una rentabilidad.

De lo contrario YPFB seguirá pagando costos recuperables a compañías que trabajan a pérdida, lo cual no es sostenible desde el punto de vista financiero.

Del Granado también observó que las compañías, conforme a sus contratos, han comenzado a depreciar en forma acelerada sus inversiones en un plazo de cinco años, lo cual también eleva los reembolsos que debe efectuar Yacimientos Petrolíferos cada gestión.

La Ley 3740, del 31 de agosto de 2007, establece que los costos recuperables debían ser reglamentados hasta el 30 de octubre de ese año, señalando las condiciones y parámetros para el reconocimiento y aprobación por parte de YPFB.

La reglamentación salió recién el 9 de abril de 2008 mediante el Decreto Supremo 29504, con lo cual los gastos de las petroleras debían viabilizarse el 10 de octubre de ese año.

Los datos publicados en marzo de este año establecieron un reembolso a favor de las petroleras de 295,78 millones de dólares. Los datos de 2008 aún no fueron publicados por YPFB.

Del Granado agregó que el 65,5 por ciento de este monto corresponde a amortizaciones de inversiones debido a los cortos plazos de depreciación. Sólo el 17,17 por ciento corresponde a los costos directos de explotación, es decir, los gastos en los que incurrieron para extraer gas o crudo de los campos bajo su operación.

Antecedentes

En 2006, el Estado asumió una nueva relación contractual con las petroleras.

Las transnacionales pasaron a ser prestadoras de servicios sin control de los hidrocarburos.

YPFB asumió la producción, comercio, refinación, transporte y almacenamiento.

Las petroleras a cambio reciben un pago anual bajo la figura de costos recuperables.

El Gobierno informó que tiene observaciones a las demandas y realizará una auditoría.

El Ejecutivo dispuso que YPFB tenga el monopolio en prestar una serie de servicios.

La estatal realizará trabajos de perforación y se la deberá contratar con prioridad.

Mas datos

YPFB aún no presentó los datos de 2008 sobre los reembolsos que hará a las petroleras.

La empresa debe publicar en su página web los datos respectivos conforme a la ley.

A la fecha sólo se conocen las cifras que se cancelaron por la gestión 2007.